Ayer acudimos al Parlamento vasco con el objetivo de entregarle a su presidenta, Bakartxo Tejería, la Memoria de Actividades del Consejo Económico y Social vasco correspondiente al año 2016. Me acompañaron a la cita la secretaria general del CES, Emilia Málaga, y los miembros de la Comisión Permanente del Consejo, Maribel Ballesteros, Aitor Otaola e Iñigo Bilbao, representantes de las organizaciones sindicales, empresariales y agrarias, respectivamente.

En este encuentro de cortesía detallamos a la presidenta las principales actividades llevadas a cabo por nuestro organismo a lo largo del año pasado, que fue un ejercicio atípico, tanto para el CES como para el propio Parlamento, debido a la cita electoral del 25 de septiembre y la consiguiente disminución de la actividad legislativa. En nuestro caso, supuso una menor actividad consultiva -en 2016 emitimos siete dictámenes- que no significó, en modo alguno, una mengua en las labores del Consejo. Así, pudimos explicarle a la presidenta del Parlamento vasco otros ámbitos de trabajo del Consejo Económico y Social vasco, que tal vez son menos conocidos. Por ejemplo, los estudios de iniciativa propia, como es el interesante trabajo que desarrollamos el año pasado y ultimaremos próximamente sobre el acceso de la juventud vasca al mercado laboral, un estudio enfocado desde una perspectiva regional europea comparada. También le expusimos a Bakartxo Tejería nuestra actividad en el ámbito de la cooperación regional europea y nuestros planes de futuro, con los nuevos retos que nos hemos marcado ahora que el Consejo Económico y Social vasco preside, desde el mes pasado, la Red Transnacional Atlántica, RTA.

El encuentro no se limitó a la exposición de nuestras actividades, que bien se recogen en la Memoria entregada. También compartimos con la presidenta las expectativas que abre la presente legislatura, la undécima, para la que el ejecutivo ya ha anunciado su programa legislativo. Lo hizo el lunes anterior, 27 de febrero, cuando aprobó el “Programa Legislativo de la XI Legislatura”, un documento de trabajo para los próximos años, con un calendario que contempla un total de 28 proyectos de ley que serán sometidos al dictamen consultivo del Consejo Económico y Social vasco antes de su tramitación parlamentaria. El listado está ya publicado en el portal web del Gobierno vasco.